Wes Maebe

Técnico de estudio, masterización y sonido en directo
Londres, Reino Unido

Los ingredientes de Sonic Cuisine

El belga Wes Maebe se siente igual de cómodo grabando y mezclando en el estudio, que controlando los niveles en conciertos y espectáculos en directo. Después de estudiar ingeniería de audio en el Reino Unido durante dos años, Wes empezó su carrera en los Galaxy Studios de Bélgica en la sala Capricorn, dotada con una consola Neve. Regresó a Londres en 2003 y ha logrado una notable lista de clientes a lo largo de los años, desde grabar a Yusuf Islam y los Buzzcocks hasta mezclar en directo para Sting en su gira con Edin Karamazov.


Solución de mezcla táctil

Si el presupuesto lo permite, siempre llevo mis proyectos a estudios, pero a veces los presupuestos son tan ajustados que termino mezclando en el ordenador. Nunca me ha gustado tener que usar el ratón para mover los faders y los envíos. Así que para ahorrar tiempo uno los mueve poco, y al final se obtiene un resultado bastante frío. Artist Mix devuelve el toque humano y obtengo una mezcla más dinámica como resultado. Al mezclar, Artist Mix es la pieza clave para los movimientos de faders, panorama y envíos y utilizo muchísimo los controles del transporte. Hasta lo uso cuando estoy masterizando para conmutar entre pistas masterizadas y sin masterizar y para hacer fundidos manuales. Lo que realmente me fascinó fue que puedo controlar todos los parámetros de mis plug-ins con los diales. Esto significa mucho para alguien que se educó en una consola donde hay un control por cada función.

Una gran consola en poco espacio

Artist Mix ha traido la mezcla táctil a mi pequeña sala. El espacio es un problema, de manera que necesito algo que no ocupe media casa. El tamaño de la Artist Mix fue uno de los principales factores de compra, como lo fue su precio y su capacidad para comunicarse con Pro Tools y Logic. Empezar a trabajar con la Artist Mix me llevó solo 5 minutos. Uno la instala, la conecta… y ya está. Con estudios que cierran por todas partes (¡eh, vosotros, artistas y sellos, reservad tiempo de estudio ya mismo!) tenemos que encontrar otros sitios donde grabar. Esos lugares pueden ir desde habitaciones de hotel a casas privadas, iglesias y almacenes. Así que un mezclador portátil se está haciendo cada vez más importante. Actualmente no hay muchas consolas accesibles de pequeño formato, así que algo que sea fácil de transportar, que se comunique con tu software y además te dé la sensación táctil de una consola completa se gana mi voto a favor.

Vieja escuela, nueva escuela

Cuando estoy trabajando en la Sonic Cuisine generalmente mezclo en Logic o Pro Tools. Tengo mi Artist Mix justo delante de mí y utilizo una combinación de analógico y digital. Cuando yo empecé, todavía se usaba mucho la cinta. Pro Tools no era tan potente como ahora y Cubase y Logic parecían estar más cómodos en un estudio casero. Ahora solo podemos esperar que compañías como ATR y RMG sigan fabricando cinta. Parece que todo se ha hecho completamente digital por un tiempo, pero pienso que la gente se da cuenta de que lo analógico tiene mucho que ofrecer en cuanto al sonido. Personalmente uso las DAWs como magnetófonos. Uso un puñado de plug-ins y recurro a equipos externos siempre que puedo. De manera que siento que lo analógico y lo digital están trabajando codo con codo, dándome la opción de usar cualquier herramienta que me parezca más adecuada para el trabajo que estoy haciendo.